Brotes de crecimiento

¿Qué es un brote de crecimiento?

Buckle up. (cc) Kenny Louie en flickr

El llanto es muy común durante un brote de crecimiento

La mayoría de los bebés pasan por varios brotes de crecimiento (también llamados crisis de crecimiento) durante los primeros 12 meses.

Aunque un recién nacido suele hacer 8-12 tomas en 24 horas, cuando un bebé está pasando por una crisis de crecimiento mamarán tan a menudo como cada hora. También suelen estar más irritables que de costumbre.

Este aumento del número de tomas es temporal, normalmente dura unos 2 o 3 días (aunque pueden llegar a durar hasta una semana), y después el bebé volverá su número de tomas habitual.

¿Por qué ocurren los brotes de crecimiento?

La razón por la que esto ocurre es porque el bebé está pasando por un período de crecimiento y necesita más leche. Como la producción de leche funciona por oferta y demanda, cuantas más tomas hace el bebé más leche producirá la madre. Sin embargo, la madre necesita unos días para poder satisfacer las demandas de su bebé.

El crecimiento físico no es la única razón por la que los bebés pueden tener una necesidad temporal de más tomas. Los bebés a menudo presentan el mismo tipo de comportamiento (aumento de las tomas con o sin aumento de irritabilidad) cuando están pasando por avances del desarrollo, tales como rodar, gatear, caminar o hablar. La leche materna se necesita tanto para el crecimiento del cerebro, como para el cuerpo.

En los bebés amamantados exclusivamente con leche materna, la ingesta de leche aumenta con rapidez durante las primeras semanas de vida, y luego permanece casi igual entre uno y seis meses. Como los sólidos se introducen gradualmente al cabo de seis meses, la ingesta de la leche del bebé disminuirá gradualmente y los brotes de crecimiento se notarán menos.

¿Cuándo suelen ocurrir los brotes de crecimiento?

Aunque hay que tener en cuenta que cada bebé es distinto, los brotes de crecimiento suelen ocurrir los primeros días y alrededor de 7-10 días, 2-3 semanas, 4-6 semanas, 3 meses, 4 meses, 6 meses y 9 meses (más o menos).

Aunque la mayor parte de las madres notan brotes de crecimiento cada pocos meses durante los años de infancia y la adolescencia.

¿Cuál es la mejor manera de manejar un brote de crecimiento?

Responde a las necesidades de tu bebé, ofrécele el pecho a demanda. Un bebé obtendrá automaticamente más leche debido a que aumentará la frecuencia de sus tomas (así tu producción de leche aumentará). No es necesario (o recomendado) complementar las tomas con leche artificial o con leche extraída porque esto podrá interferir con la producción de leche.

Puede que tengas que comer o beber más durante el tiempo que tu bebé está mamando con más frecuencia, esto es normal puesto que tu cuerpo está consumiendo más energía para producir más leche.

Para más información puedes visitar:

Crisis o brotes de crecimiento. Alba Lactancia Materna. 2009

Los baches de lactancia, la “crisis de los 3 meses”. Asociación Española de Pediatría.

© Guía de Lactancia Materna. 2011