Fisiología de la lactancia

¿CÓMO FUNCIONA LA PRODUCCIÓN DE LA LECHE?

La producción de leche materna funciona según el principio de oferta y demanda, es decir, cuantas más tomas hace el bebé más leche se produce. Sin empargo, para entender la forma de aumentar o disminuir efectivamente la producción de leche, tenemos que saber cómo se produce la leche.

Influencias hormonales

Desde el cuarto mes de embarazo se comenzarán a producir hormonas que estimulan el crecimiento del sistema de conductos de la leche en las mamas:

Las principales hormonas influyentes son la progesterona, los estrógenos y el lactógeno placentario humano (LPH). Estas hormonas son las responsables del crecimiento del tamaño de los alveolos, lóbulos, aréola y pezón. Los niveles de estas hormonas disminuyen después del parto, lo cual desencadena el inicio de la producción de leche abundante. El nivel de estrógenos sigue siendo bajo durante los primeros meses de lactancia por lo que se recomienda a las madres evitar métodos anticonceptivos a base de estrógenos (puesto que puede disminuir el suministro de leche).

Otras hormonas que también son responsables del desarrollo de las mamas son: hormona folículoestimulante (HFE), hormona luteinizante (HL), prolactina (incrementa el tamaño de los alveolos durante el embarazo). Después del parto los niveles de HFE y HL bajan pero los niveles de prolactina se incrementan. Otra hormona, la oxitocina (que se produce durante el parto y cuando el bebé mama), es la responsable de la eyección de la leche. Otras hormonas, especialmente la insulina, la tiroxina y cortisolestán involucradas también, pero sus funciones aún no están bien comprendidas.

En el quinto o sexto mes de embarazo, los pechos están listos para la producción de leche (aunque también es posible inducir la lactancia sin embarazo).

Lactogénesis I

Hacia el final del embarazo los pechos entrarán en la fase I de lactogénesis. Esto es cuando los pechos producen calostro, un líquido espeso, a veces amarillento. En esta etapa, los altos niveles de progesterona inhiben la producción de más leche. No es una preocupación médica si se producen fugas de calostro a cualquier mujer durante el embarazo, ni tampoco es una indicación de la cantidad de leche que la madre producirá en el futuro.

Lactogénesis II

Después de la expulsión de la placenta los niveles de prolactina se mantienen altos, mientras que caen los niveles de progesterona, estrógeno y LPH. Esta retirada brusca de la progesterona en la presencia de niveles altos de prolactina estimula la producción de leche abundante. Esto se conoce como lactogénesis II y suele ocurrir alrededor de 30-40 horas después del parto. Sin embargo, las mujeres no suelen empezar a sentir la sensación de plenitud de leche hasta los 2-3 días después. En caso de retención parcial o total de la placenta los niveles de progesterona se mantendrían altos y esto afectaría la producción de leche abundante. Ten en cuenta que si todavía sangras mucho después de una semana posparto puede que aún tengas algún producto placental dentro y esto afectará tu producción de leche. Consulta a tu matrona o ginecólogo si estás preocupada.

Estas dos etapas, al ser causadas por hormonas ocurren tanto si la madre amamanta como si no.

Lactogénesis III

Cuando la producción de leche es más solida, ésta continuará debido a unsistema de control. Es decir, mientras continuen las tomas de leche por parte del bebé la madre continuará produciendo más. Esto es la lactogénesis III.

Durante esta etapa, cuantas más tomas haga el bebé, mayor será la producción de leche materna. Estudios sobre este tema también sugieren que cuanto más se “vacíen” los pechos (aunque los pechos nunca llegan a vaciarse completamente) más aumentará la producción de leche. Esto se cree que es debido a dos factores:

La leche contiene una proteína pequeña llamada Factor Inhibidor de la Lactancia (FIL). El papel del FIL, parece ser, que es reducir la síntesis de leche cuando el pecho está lleno. Por lo tanto la producción de leche disminuye cuando la leche se acumula en el pecho (y hay más FIL), y se acelera cuando la mama está “vacía” (y hay menos FIL).

Como ya había dicho, la hormona prolactina debe estar presente para que se produzca la síntesis de la leche. En las paredes de los lactocitos (células productoras de leche de los alveolos) hay receptores de prolactinaque permiten que la prolactina de la sangre pase a los lactocitos y así estimular la síntesis de los componentes de la leche materna. Cuando los alveolos se llenan de leche, sus paredes se expanden o estiran y modifican la forma de los receptores de prolactina para que la prolactina no pueda entrar en los alveolos – y por lo tanto disminuye la tasa de síntesis de leche. Cuando se vacía la leche de los alveolos, un gran número de receptores de prolactina vuelven a su forma normal y permiten que la prolactina pueda pasar – y por lo tanto aumenta la tasa de síntesis de leche. La teoría del receptor de prolactina sugiere que la extracción de leche frecuente en las primeras semanas incrementará el número receptores. Más receptores significa que más prolactina podría pasar a los lactocitos y por lo tanto la capacidad de producción de leche se incrementaría.

En resumen, cuanto más lleno de leche esté el pecho más lenta será la producción de la leche. Por otro lado, cuanto más vacío esté el pecho la producción de la leche será más rápida.

Por eso es esencial que, sobre todo durante las primeras dos semanas, pongas a tu bebé al pecho lo más frecuente posible (unas 8 a 12 tomas en 24 horas). Si el bebé, por cualquier motivo, es incapaz de mamar tan amenudo, se recomendaría la extracción de leche mediante un sacaleches o a mano.

Para más información puedes visitar:

La fábrica de leche. Marie Courdent (Francia); Nuevo Comienzo; vol. 16, nº 2, año 2004

Anatomía y fisiología de la lactancia materna. Curso de medicina naturista, 2003

Cómo se produce la leche materna. Por Linda Smith para la revista Leaven 2001

Termina primero el primer pecho. Por Melissa Vickers, 1995. Este artículo, aunque todavía está al día habla de los senos lactíferos (que se encuentran unos 2 cm detrás del pezón y se consideran los reservorios de la leche). Actualmente, se reconoce que los conductos de la leche son iguales por toda la mama y los senos lactíferos no existen.

© Guía de Lactancia Materna. 2010